Ataques De Pánico > Diarios

Ataques de Ansiedad Diarios 【Crisis de Pánico Constantes】

Hace poco tiempo vino a mi consulta un paciente que relataba llevar más de 7 años sufriendo Ataques de Ansiedad a diario. Para mantener su privacidad le llamaremos “Juan”...

Un Trastorno de Pánico hace que padezcas Ataques de Ansiedad Constantes o Diarios

Juan nunca le había contando a su familia que padecía Ataques de Pánico constantes. Tampoco se lo había contado a sus amigos, ni a sus compañeros de trabajo ya que pensaba que cambiaría la forma en que le veían.

Un día normal de su vida, lo pasaba constantemente preocupado por sufrir un nuevo Ataque de Pánico. Le preocupaba hacer el ridículo y parecer débil delante de los demás por lo que vivía bajo el miedo continuo de sufrir otro ataque.

El factor clave que desencadenaba sus ataques era el miedo anticipatorio. "¿Y si me da otro ataque de pánico? ¿Y si mi jefe se da cuenta? ¿Y si...?"

Ataques de Ansiedad Constantes

Imagino que si estas leyendo este artículo, es porque tu también padeces Ataques de Ansiedad constantes o diarios, y aunque los motivos que originan tus crisis puedan ser distintos, el miedo anticipatrio también juega un papel importante.

Probablemente tú también vives bajo la constante amenaza de tener otra Crisis de Pánico, y te pasas gran parte del día escaneando tu cuerpo en busca de sensaciones corporales que puedan suponer el inicio de un Ataque de Pánico.

Se trata de la profecía autocumplida. Es habitual que el propio miedo a padecer una nueva Crisis en una situación determinada aumenta los síntomas de Ansiedad hasta que acabas por tener el Ataque de Pánico.

=> Tengo Ataques de Ansiedad => Compruebo constantemente mi cuerpo en busca de señales de si voy a tener otra Crisis => Encuentro algo “fuera de lo normal” => Tengo miedo => Yo mismo genero un Ataque de Pánico => Vuelta a empezar.

Casi todos hemos padecido algún que otro Ataque de Ansiedad. La diferencia es como respondemos a esa ansiedad, y si nuestro propio miedo hace que se cronifiquen.

Para romper con los Ataques de Pánico constantes, debes cambiar tu conducta y tus patrones de respuesta. En ese sentido, es necesario que te cuestiones tus pensamientos automáticos.

Identifica que pensamientos producen tus Ataques de pánico

Trata de identificar y haz una lista con los pensamientos y miedos tienes cuando te sienes ansioso o en esas situaciones en las que sientes la necesidad de escapar.

Algunos ejemplos típicos podrían ser:

  • ¿Y si tengo un Ataque de Pánico y hago en ridículo delante de los demás?
  • Estoy teniendo un ataque al corazón
  • Voy a desmayarme
  • Todo el mundo se reirá de mi
  • Estoy perdiendo el control
  • Voy a volverme loco
  • No puedo respirar, me estoy muriendo

Cuestiona tus pensamientos Ansiosos

  • ¿Cuántas veces he tenido este pensamiento antes de o durante un Ataque de Pánico?
  • ¿Cuántas veces se ha cumplido?
  • ¿La próxima vez que vuelva a pensarlo, como de probable es que se cumpla?

Pongamos un par de ejemplos para hacerlo más práctico:

Ataques de Pánico por hacer el ridículo

  • ¿De qué tengo miedo? De tener un Ataque de Ansiedad en el trabajo y mis compañeros de trabajo o mi jefe podrían darse cuenta.
  • ¿Qué es lo peor que puede pasar? Haría el ridículo y mis compañeros pensarían que soy un bicho raro. Me sentiría fatal.
  • ¿Supondría una gran diferencia en mi vida a largo plazo? ¿Dentro una semana? ¿Dentro de un año? ¿Dentro de 30 años? Durante un tiempo podría ser la comidilla del trabajo, pero en unos meses raro sería que a alguien le importara. Dentro de 30 años, haber tenido un ataque de ansiedad en el trabajo me parecerá insignificante, la menor de mis preocupaciones.
  • ¿Que podría hacer si tuviera un ataque de pánico delante de mi jefe? En el peor de los casos tendría que esperar a que el ataque de pánico terminara en 20 minutos o buscaría una escusa para continuar la conversación en otro momento haciéndole ver que no estoy bien.
  • ¿He quedado en ridículo en el pasado? Si, en la fiesta de la empresa...
  • ¿Cómo fue? ¿Cambió las cosas? Me sentí incómodo por un par de semanas, pero no supuso ningún problema en mi vida diaria.
  • ¿De verdad sería tan malo tener un ataque de ansiedad delante del jefe? Sería una situación desagradable, pero no el fin del mundo.

Ataques de Ansiedad Miedo a sufrir un Infarto

  • ¿De qué tengo miedo? Cuando sufro un Ataque de Ansiedad pienso que podría darme un Ataque al corazón y morir.
  • ¿Qué pensamientos inician los ataques? Cuando mi corazón se acelera o cuando siento una molestia en el pecho, siento que voy a tener un infarto.
  • ¿Es probable que el aumento del ritmo cardiaco se deba a un ataque al corazón? Es sumamente improbable, se trata de un síntoma tícipo de la ansiedad
  • ¿Y las molestias y el hormigueo en el pecho? Tampoco es probable, probablemente si no tuviera miedo a padecer un infarto ni me habría dado cuenta de que estaban ahí.
  • ¿Cuántas veces he tenido esos pensamientos durante una Crisis de Pánico? Muchas, muchas veces.
  • ¿Cuántas veces se ha cumplido mi miedo? De hecho ninguna, sigo vivo y coleando 😅
  • ¿Es probable que tenga un infarto durante un Ataque de Ansiedad? Es muy improbable, tendría que tener un problema cardiaco, pero me he hecho exámenes médicos y coinciden en que estoy bien.

Rompe con los Ataques de Pánico diarios

Es importante es que te hagas las preguntas adecuadas a tu caso concreto, y que salgas del bucle de pensamientos que te llevan a padecer ataques de ansiedad constantes.

No es fácil romper con nuestros pensamientos distorsionados. En ese sentido puede ser muy útil interiorizar pensamientos realistas:

  • Un Ataque de Ansiedad produce mucho Malestar, pero no es peligroso.
  • Los Ataques de Pánico duran muy poco tiempo. El pico de mayor ansiedad suele darse en los primeros 10 minutos pero requieren tanta energía que no suelen durar más de 20 minutos.
  • Si tengo una Crisis de Pánico, mi única tarea es esperar a que pase y continuar con mi vida.

Puede ser útil leer en voz alta estas frases a diario, e incluso decírtelas a ti mismo si tienes una crisis. Recuerda que eres tú mismo el que magnifica los ataques de pánico, al darles demasiada importancia y temerlos.

En cualquier caso, pasar más de seis meses padeciendo Ataques de Ansiedad diarios es demasiado tiempo. Si no logras superar las Crisis de Angustia por ti mismo, es recomendable que acudas a Terapia. Un psicólogo te puede ayudar, y hacer que sea mucho más fácil recuperar tu calidad de vida.

P.D. “Juan” finalmente consiguió superar sus Ataques de Pánico Constantes. Estoy segura de que tú también puedes hacerlo.

<< TRATAMIENTO DE LOS ATAQUES DE ANSIEDAD